Palabras pronunciadas por la Rectora de la UCV, Profesora Cecilia García-Arocha en el acto de instalación de la Trienal de arquitectura 2011.

 

 

Decía Víctor Hugo que la arquitectura es el gran libro de la humanidad, el testigo más insobornable de la historia. Autores contemporáneos al referirse a esta disciplina señalan que no sólo es estética sino que también la arquitectura es ética, moral, manera de pensar y vivir y que la dialéctica de la arquitectura refleja la dialéctica de la vida.  Daniel por su parte, cuando señala que la arquitectura es una forma de ver al mundo, de concebirlo, de entenderlo, permite ver más allá, ser más feliz, la arquitectura da alas  y dice quienes somos.     

 a partir de este día y durante la semana, miraremos y procuraremos entender el mundo desde la arquitectura.  El pensamiento y su práctica, serán objeto de reflexión, de intercambio de experiencias, de resultados de investigación, en un evento de trascendente importancia que constituye ya una tradición desde 2008 y que se ha trazado ambiciosos pero de factible logro, objetivos como son:    

 

  • Fortalecer a la  facultad de arquitectura y urbanismo como un centro generador y articulador de saberes, vinculado con las principales manifestaciones científicas y académicas contemporáneas del país.
  • Propiciar el intercambio de conocimientos entre pares académicos, especialistas y estudiantes nacionales e internacionales, con la investigación como eje vital de la generación de conocimientos en el campo de la arquitectura y el urbanismo.
  • Estimular la transferencia de conocimiento entre la academia y la sociedad.       

Tres eventos científicos se desarrollaran además de forma simultánea: las III Jornadas de investigación de la Escuela de Arquitectura Carlos Raúl Villanueva; las XXIX Jornadas de investigación del Instituto de Desarrollo Experimental de la Construcción, IDEC y las jornadas de investigación del instituto urbanismo.       

 

Todo ello bien puede configurar una fiesta del saber en el marco de los 10 años de la declaración de la UNESCO por la cual nuestra ciudad universitaria se constituyo en patrimonio cultural de la humanidad.

 

En pasada ocasión, también en el marco de una importante actividad de esta facultad señalamos y hoy así lo ratificamos, que:

 

Cuando la universidad se aferra a su deber ser, el de emprender la búsqueda crítica sobre el papel del hombre, sus estadios y sus trascendencias el de abrir su mirada sobre el mundo, el de trabajar en función de construir un nuevo tipo de hombres y mujeres; críticos, conscientes de sus responsabilidades con visión de progreso, hacedores de patria nueva; se enfrenta a una despiadada avalancha de agresiones que como un proyecto organizado, se orienta a hacer de ella un instrumento para la construcción de otro hombre, antítesis del ser pensante, del que analiza, propone, transforma, del que cree en el libre análisis, es el  que no tiene sueños porque estos ya fueron construidos por otros con una moldura uniforme.    

 

El evento de este día nos infunde entusiasmo, porque a pesar de las adversidades, la universidad no descansa en la búsqueda de la verdad, esa que solo es posible cuando se estudia, se investiga, se trabaja en un ambiente de libertad.     

 

Al saludar a los invitados que desde diferentes latitudes se hacen presentes con sus experiencias, criterios, ideas, a los organizadores, a las autoridades de la facultad de arquitectura y urbanismo así como a su comunidad toda, expresamos la bienvenida a quienes atentos a la convocatoria han acudido a esta importante jornada, al tiempo que auguramos éxito y beneficios cuya aplicabilidad enriquezca la academia y la práctica de esta maravillosa profesión.       

 

 

 

Caracas 6 de junio de 2011